El problema del mal

La gran pregunta, la gran duda, alguna vez Camus expreso que el único problema de la filosofía es el suicidio. No es por emendar la plana a uno de los más grandes de filósofos, literatos y pensadores del siglo XX. El problema del Mal (¿Mal con mayúsculas o con minúsculas?) es algo que nos asombra cada día al asomarnos al mundo, al contemplar la realidad, más allá de nuestra zona de confort, más allá de la burbuja que creamos alrededor nuestro para alejarlo de nuestra vida y de todo lo que amamos.

Pero el mal esta allí diferentes ámbitos han tratado de resolver el enigma ( el problema del Mal, ¿Su causa o sus efectos?) es un problema que atacamos desde distintos frentes: psicología, psiquiatría, religión, filosofía, sociología, pedagogía, medicina, criminalística, derecho, neurología, biología, con distintas armas, argumentos, estadísticas, observación, entrevistas, fe, ciencia, razón, emoción.

Y aun así no logramos dar un respuesta final a ese “Fear of the dark” (Iron Maiden dixit) , a lo que se oculta en plena vista bajo nuestra humanidad, no tiene sexo, ni edad, ni existe una forma de “ver” y “evitar” al mal, ya sea para causarlo en nosotros (o en los otros”) o para esparcirlo en forma de ideología, religión o raza.

Asomarnos al abismo, aunque el abismo se asome a nosotros (Nietzsche, dixit)…

Publicado por asomarsealabismo

Asomarse al abismo, dejar que se asome en mi...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea tu sitio web con WordPress.com
Empieza ahora
A <span>%d</span> blogueros les gusta esto: